Dos heridos en un ataque islamista en París

Un nuevo atentado, con dos heridos por arma blanca, ha sido perpetrado en el distrito XI de París, contra la redacción de una agencia de noticias, y aunque la fiscalía lo califica como ataque terrorista no está claro si pretende «conmemorar» los atentados contra Charlie Hebdo y el supermercado judío

Un nuevo atentado terrorista de origen islamista se ha producido en París, y hasta el momento ha dejado un resultado de dos heridos por arma blanca.

Por si no fuera poco, el atentado se ha producido en las proximidades de la que fuera la redacción de la revista Charlie Hebdo, que debemos de recordar que hace cinco años dejó un reguero de cadáveres en la redacción de la revista.

Hasta ahora ha sido detenido un sospechoso, aunque la policía considera que el atentado ha podido ser perpetrado por un comando islamista, mientras la fiscalía antiterrorista se ha hecho cargo del caso.

Fechas señaladas

Aunque sin que todavía se sepa si las fechas del atentado han sido buscadas exprofeso por los terroristas, la realidad es que el ataque terrorista coincide con la celebración del juicio por la masacre de Charlie Hebdo de hace cinco años.

Por ahora, han sido dos los terroristas que han sido detenidos, uno de ellos como el autor material del acuchillamiento, y por el momento las autoridades califican el hecho como ataque terrorista.

Tanto es así que es la Fiscalía Antiterrorista la que se está haciendo cargo de la investigación, y ello debido a dos hechos que ya hemos citado: primero la proximidad con lo que fuera la antigua redacción de Charlie Hebdo.

El segundo indicio de que no se trata de una coincidencia es que la fecha elegida coincide con la vista judicial por el brutal atentado terrorista que segó la vida de parte de la redacción de la revista satírica Charlie Hebdo.

Debemos de recordar, como lo está siendo ahora en la sala de vistas, que, en el brutal atentado, también contra la libertad de expresión, fueron asesinadas 17 personas.

A medio día

El fiscal antiterrorista ha calificado los hechos como “intento de asesinato en relación con un acto terrorista” y también por “asociación terrorista criminal”.

Eran las 11:45 cuando se perpetraba el crimen, en el Distrito XI de París, como ya hemos indicado muy cerca de lo que fuese la redacción de Charlie Hebdo, que después de lo que podríamos calificar como asesinatos en masa, fue trasladada a otro lugar.

Hoy por hoy, el atentado todavía no ha sido reivindicado por ninguna banda terrorista, pero los tintes islamistas de la misma son más que evidentes.

El autor principal, según la denominación de la fiscalía, se ha filtrado que es un joven de solo 18 años y sería el autor material del apuñalamiento, con intención de matar, de dos periodistas.

El joven es un viejo conocido de la policía francesa, que lo tenía fichado por pequeños delitos, aunque a las fuerzas de seguridad no le constaba que estuviese radicalizado, y la policía también ha detenido a otro implicado.

En el caso del segundo detenido, las fuerzas del orden todavía están investigando la relación de que tiene con el atentado terrorista.

Presencia de miembros del gobierno

La misma mañana en que fue perpetrado el atentado, importantes miembros del gobierno francés se personaron en el lugar del crimen. Entre ellos el primer ministro Jean Castex y el ministro del interior, Gérald Darmanin.

También compareció en el lugar la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, que valoró que el atentado se había producido en un lugar simbólico, y en un momento en el cual se está juzgando el atentado terrorista contra la redacción de Charlie Hebdo.

Por si fuera poco, los dos heridos trabajan en una productora y agencia de noticias que tiene su sede en el mismo edificio donde estaba la redacción de Charlie Hebdo, y ambos son periodistas.

En un París conmocionado

Aunque finalmente no se pueda demostrar que la fecha del atentado está relacionada con el juicio de Charlie Hebdo, el ataque terrorista llega en un momento en que París está especialmente sensibilizado recordando lo que fue la masacre en la redacción de la revista satírica.

Debemos recordar que se trató de un atentado coordinado, y que mientras los hermanos Koubachi atentaban contra los dibujantes de Charlie Hebdo, su correligionario Amedy Coulibaly tomaba rehenes en un supermercado kosher.

Tan vinculado parece que está este desmán con la masacre de Charlie Hebdo, que fueron varios los trabajadores de Premières Lignes, así se llama la productora y la agencia de noticias, que fueron testigos, hace 5 años, del acto terrorista.

Tal como han referido periodistas que trabajan para la productora, caso de la presentadora Elise Lucet, el nuevo atentado no hace sino remover viejos fantasmas – nos referimos a las muertes acaecidas en Charlie Hebdo – que parecían ya exorcizados.

Aparecidos de la nada

Tal como ha relatado uno de los periodistas de la agencia de noticias Premières Lignes, cuando él se encontraba en el descansillo de la agencia fumándose un cigarrillo, oyó unos gritos y se acercó a la ventana.

Allí, en la calle, vio como uno de sus colegas estaba empapado en sangre mientras era perseguido por un individuo que le perseguía con un machete.

Una vez que la policía fue alertada, se organizó una «operación jaula» y decenas de escolares, en el distrito XI hay muchos colegios, fueron enclaustrados hasta que los dos atacantes fueron reducidos y detenidos.

Las amenazas continúan

Justo ahora que se está celebrando en proceso judicial por los atentados contra la redacción de Charlie Hebdo y el supermercado judío, Charlie Hebdo ha vuelto a ser objeto de amenazas islamistas.

Como no podía ser menos, en una publicación que lo único que defiende es la libertad de expresión, con motivo del juicio, Charlie Hebdo ha vuelto a publicar las caricaturas de Mahoma, aquellas que fueron el antecedente remoto de los atentados.

Para recordar a los 17 asesinados de Charlie Hebdo, cien medios de comunicación franceses han publicado un alegato por la libertad de expresión, como algo que afecta a todos los demócratas, en Francia y fuera de ella.

En el editorial, los medios se solidarizan con todos aquellos que por ejercer su libertad de expresión han sido amenazados, y no solo por el terrorismo islamista.

En el escrito, también se eleva una queja a los políticos y cargos públicos franceses que no hacen sino perseguir a periodistas que escriben o publican viñetas en contra del integrismo islámico, que no necesariamente tiene que ser contra el Islam.

Fuente – EL PAÍS

Imagen – Itmost / Dafne Cholet / Dejan Krsmanovic / Jaques Paquier / Gérard Colombant / Marcelo Braga / Tinou Bao

Publicado por Gonzalo Sánchez del Pozo

Sobre todo apasionado: de las letras, de los paisajes, de los lugares insondables, de las historias, de los personajes, de las situaciones, de los mares, de las montañas. Nómada, como cantaba Franco Batiatto, "que busca los ángulos de la tranquilidad, en las nieblas del norte, en los tumultos civilizados, entre los claros oscuros y la monotonía de los días que pasan".

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: